nieve

16 de julio de 2014

La coleccionista de bonsais...

Ya sabéis quien es en casa la coleccionista de bonsais. A parte de los cactus Celia siente pasión por esos enanos árboles, tan perfectamente recortados, podados y de verdes y diminutas hojas. Al que ya tenía, el elegante "Serissa Phoetida" se la ha unido otro más poblado y de abundante follaje el "Cuphea Hissopifolia". Son dos los que ya conforman su colección y a los que cuida y mima como auténtica jardinera...




¿Qué os parece?...Preciosooooooooooooooooo se erige en mi mesa de trabajo jardinero. 

Pero por decisión de su cultivadora, vamos a sacarlos hoy un ratito al exterior, el día acompaña y recibirán su perfecta dosis de aire puro, sombra refrescante y mucha luminosidad...

Celia siempre me recuerda que a pesar de su tamaño, son árboles y por ello forman parte de la naturaleza, los bosques y los espacios abiertos. Debería estar al exterior, aunque la mayoría por superprotección los mantenemos en el interior. Sin embargo con la llegada del buen tiempo podemos mantenerlos a fuera, siempre que los pongamos a la sombra y fuera de las corrientes de aire



El recién comprado Cuphea o trueno de Venus como se le conoce vulgarmente, ya ha empezado a echar sus primeras flores en lila. Es toda una maravilla observarlo de cerca...



Ese follaje maravilloso, ese tronco retorcido y esas florecillas que prácticamente nos regala durante todo el año...


Ahí se alzan, ambos sobre la mesa blanca, acompañados del Buda que hoy seguro se relaja junto a ellos muchísimo más. Verde sobre verde, un rincón sombreado que hace mis delicias, donde sentarse un ratito todos los días se ha convertido en toda una costumbre...



Confieso que al principio me daban un poquito de miedo estos diminutos árboles japoneses. Pensaba en lo complicado que podía ser cuidarlos, conservarlos, podarlos y mantenerlos verdes. Pero con ayuda de Celia, ambas con tenacidad y muchísima información, hemos sabido cuidar sin problemas del Serissa y ahora cuidaremos, de igual forma, del nuevo Cuphea...





Además de nuestras manos verdes, ellos cuentan con un trocito de naturaleza, de espacio abierto, de cielo azul y de muchas otras especies que se unirán a ellos en este vergel en la ciudad. Después cuando llegue el frío, sabremos mantenerlos con igual paciencia, en nuestros cálidos interiores 


Bienvenido a casa "Cuphea Hyssopifolia", estás en buenas manos, en las manos de una amante de las plantas como su madre que ya se atreve hasta con los temidos pequeños bonsais..

¿No os dan ganas de colocar uno en vuestros balcones?...
¡Feliz miércoles por fin veraniego!

1 comentario:

  1. Es precioso vuestro nuevo bonsay, el solo con tanta frondosidad parece que forme un bosque de estos de la España húmeda, pues visto como se ha dado el otro seguro que este no será menos en manos de Celia, yo hace muchos años tuve un olivo y me duro mucho tiempo, pero en uno de mis cambios de casa se secó. T hay que ver en un rinconcito como tienes de bien el ciclamen, es precioso salir a tus terrazas y disfrutar de todo.

    ResponderEliminar