nieve

9 de marzo de 2017

El poder de una flor...

Uffffff chicas, después del subidón de ayer con la llegada del libro a casa de parte de Marta y con la presencia de su autora escribiendo un largo y emotivo comentario en esta ventana nuestra, pues que hoy me siento flotando, soy la vergeliana más feliz del mundo y creo que si me vierais la cara ahora mismo advertiríais que solo irradia felicidad total. Y es en ese estado chicas cuando solemos darnos cuenta de las cosas más bellas que nos rodean. ¿Recordáis el ramo blanco de fresias de ayer?. Pues hoy me di cuenta que entre tantas ramas con florecillas blancas asomaba una con flores amarillas. La saqué del jarrón de cristal para inspirarme con ella...
Le corté un par de ellas para sumergirlas en el mismo jarroncito repleto de flores de clavel...
 No os podéis imaginar lo duraderas que son las fresias, esos capullos cerrados que asoman por aquí no tardaran en abrirse para darme nuevas flores con las que disfrutar...
 Ideal queda el diminuto arreglo floral que decidí colocar sobre mi cómoda blanca. La combinación de blanco y amarillo aporta vitalidad al conjunto y cambiando su agua cada día alargaré la durabilidad de todas sus flores...
Después cojo la vara de fresia con flores amarillas, que preciosidad de bulbo nos brinda la naturaleza al llegar este primaveral mes, todo un regalo poder disfrutarlo en cualquiera de nuestros rincones...
Lo sumerjo en el largo jarrón de la firma Sia, ideal  para ramas de una sola flor...
 He tenido que llenarlo de agua hasta arriba para que así ésta pueda tocar la vara y mantenerla viva por tiempo...
 ¿Qué os parece chicas eso de colocar dentro de un jarrón una solitaria ramita en flor?...
 Creo que es maravilloso porque el poder de una única flor es infinito, es en la sencillez de esa flor donde podemos apreciar mucho más su belleza. Admirar como esos capullos van abriéndose poquito a poco con esa explosión de color y percibir ese aroma sutil que desprenden con su despertar...
 Hay muchos capullos pequeños aún bien cerrados pero con la luminosidad que le llega del gran ventanal no tardarán en convertirse en alargadas flores de fresia bien amarillas y perfumadas...
Que bien resalta la vara sobre el tenue empapelado, sobre los tonos grises y blancos que predominan en mi habitación y por encima de todos los textiles perfectamente conjuntados...
 El velador de patas ondeantes ha sido escogido a la perfección porque ante arreglos solitarios de larga vara debemos decantarnos por auxiliares bajitos de esta forma no quedan ellos excesivamente altos perdiendo toda la gracia y visualidad...
 A veces preciosas, menos es más. Simplemente con un alto jarrón elegante y una única flor en cascada podemos crear el mejor de todos los arreglos inimaginables...
 Mi secreto ante el alto precio de los ramos de flores no es otro que porcionarlos. Aprovecho flores caídas durante la  elaboración del arreglo para sumergirlas en pequeños jarroncitos, rescato una única rama con flores para sumergirla en un alto jarrón y con las sobrantes me elaboro mi centro más vistoso para colocarlo como foco central en cualquiera de mis estancias...
 Las blancas fresias ya las habéis visto en una de las mesitas de mi salón, los claveles siguen adornando el centro de mi mesa de comedor y hoy una simple rama de fresia amarilla luce en uno de los pasillos adornándolo con sencillez...
 Aiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii chicas me asusta volver a los ramos frescos de flores como forma decorativa, más que nada porque me vuelvo adicta a ellos, a verlos esparcidos por este vergel interior llenándolo todo de frescura, primavera y belleza. Después me cuesta renunciar a ellos y cuando al final los elimino de mis rincones por completo los encuentro vacíos y desangelados. ¿No os pasa a vosotras lo mismo?...
 Que será lo que nos transmiten las flores, cual será ese poder que las hace únicas e insustituibles, que será  lo que desprenden que tanto nos cuesta renunciar a ellas una vez que se instalan en nuestros hogares y en nuestras vidas...
 Yo ya lo veis chicas, las tengo repartidas a montones fuera y dentro de casa. Si me fallan los ramos de los puestos florales del mercado siempre puedo recurrir a mi gran vergel, coger la tijera y elaborarme mi propio arreglo made in Vergel en la ciudad...


Hoy quiero dar las gracias a mis mujeres incondicionales que entran a diario para comentar. Ayer con el subidón maravilloso se sumaron vuestras deliciosas palabras, las de María Bracaccini, Rosa María Gandarias, Estrella, Brisita, Pili Fleitas, Luz Elena, Aide, Ximena y por supuesto las de mi Marta Lladó y la aparición honorífica de Ana Zarauza, autora del libro a la que ya considero una vergeliana más en esta ventana diaria...
 A todas.........millones de gracias...

12 comentarios:

  1. Hola matilde y chicas siii que dia el de ayer con tantas emociones,quee Bueno, y si nos imaginamos que estas super contenta, nosotras igual, ayer cuando vi el ramo blanco de fresias, me acorde del jardin que tenia mi mama llegada la primavera ellas se Lucian hermosas blancas, y ese color Amarillo tambien desprendiendo un hermoso perfume,me encanta en donde la pusistes en ese jarron alto,en el Rincon en la entrada de tu habitacion el ramo arriba de la comoda queda precioso, o sea Matilde, lo que hagas sabes que todo nos gusta y te copiamos, yo tengo uno en la mesa con unas flores artificiales en color rosa, queda muy bonita, tambien, el vergel luce precioso , con sus flores, sus colores,plantas con verdes hojas todo un conjunto , muy lindo , les cuento recien termine de cambiar dos masetas de mi planta Epatifilo, son las que tienen unas calitas blancas , se me habian puesto marrones algunas hojas,las saque puse tierra nueva con vitaminas y no al sol directo, asi que espero que vaya bien,bueno Matilde te mando un beso al igual a todas las vergelianas, que terminen super bien de este dia miercoles ya entrando casi al finde mañana, ahh las agradecidas somos nosotras tambien, gracias por estar , a todas.hasta mañana.

    ResponderEliminar
  2. Pues nunca mejor dicho que menos es más, las flores amarillas también me enamoran y en un jarro así de esbelto y elegante es suficiente una sola flor, también es cierto que cuando te acostumbras como tu dices a ellas es dificil prescindir y yo como a veces me entran remordimientos en mis compras de flores pienso, y las que fuman o las que no se mueven de los bares se les va mucho más dinero que en un ramo de flores que a lo malo me dura toda la semana y lo que me alegra la vista no tiene precio, hoy en Oviedo he comprado paniculata y eucalipto para quitar algunas que tengo de tela y duran hasta que queramos.Muy emocionantes dias en el blog.Besos vergelianas.

    ResponderEliminar
  3. Pues nunca mejor dicho que menos es más, las flores amarillas también me enamoran y en un jarro así de esbelto y elegante es suficiente una sola flor, también es cierto que cuando te acostumbras como tu dices a ellas es dificil prescindir y yo como a veces me entran remordimientos en mis compras de flores pienso, y las que fuman o las que no se mueven de los bares se les va mucho más dinero que en un ramo de flores que a lo malo me dura toda la semana y lo que me alegra la vista no tiene precio, hoy en Oviedo he comprado paniculata y eucalipto para quitar algunas que tengo de tela y duran hasta que queramos.Muy emocionantes dias en el blog.Besos vergelianas.

    ResponderEliminar
  4. Holaaaaa guapi!!! Ainssssss si es que te mereces todo lo bueno y más y a las maravillosas mujeres que pasan por tu blog igual. Alguna vez te he dicho que una de las cosas que más me gustan de tí es que sabes disfrutar como nadie de los pequeños detalles de la vida....no cambies nunca porfi.
    Esta mañana pasé por el puesto de flores y me traje una cinta y un romero. Cariños y hasta mañana vierneeeesssss 💖💖💖💖💖💖💖

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Brizita también para vos y tu flia todas las cosas buenas gracias por el deseo te mando un besito hasta mañana.

      Eliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  6. Buenas noches Matilde, cuantas novedades, que feliz estás, con ese maravilloso regalo de tu incondicional amiga marta, eso es un detalle incalculable , está mujer es un tesoro, como ha conseguido ese regalo de tanto valor para tí y además dedicado de puño y letra de la autora.
    Por eso estás rebosante de felicidad y también rodeada de esas flores naturales que tanto nos alegran la vista y nuestro corazón, y soy de tu opinión no es necesario un gran ramo , con un pequeño detalle floral es suficiente, y el aroma de las fresas......Ummmm como me gustan su aroma tan fino y delicado es espectacular, no me cansaría de olerlas.
    Esta semana está siendo magnífica en el vergel con todas estas sorpresas, me alegro.
    Felicidades a Marta por su gesto y a ti porque lo tienes muy merecido.
    Un beso a todas las vergelianas

    ResponderEliminar
  7. Buenas noches Matilde: acabo de leer tu página, que como siempre me relaja y me hace disfrutar, y no he podido por menos que dar gracias a Dios por tu forma de manifestar y disfrutar de las cosas pequeñas.
    Es curioso, a mí el color amarillo es uno de los que menos me gusta, no tengo ni una prenda de ese color, y sin embargo si me gustan las flores de ese tono. De hecho las mimosas son de mis flores predilectas. ? Qué tendrán las flores?. Un abrazo para todas.
    ?Marta en Asturias tenéis que comprar eucaliptos?, O ?Son diferentes a los árboles que tanto proliferaban en todo el Norte?



    ResponderEliminar
  8. Maite cuánto estoy aprendiendo de flores; no conocía las freisas, son preciosas y las amarillas como quedan de bonitas con una simple rama, llenan por completo el rinconcito.
    Siempre tienes esos pequeños detalles florales repartidos por todo tu hogar que lo hacen tannnn bonito.
    Felicidades por el rato tan bueno que pasamos ayer en tu blog; sin duda el comentario de Ana Zarauza te emocionaria mucho y todo gracias a Marta. Enhorabuena a las dos.
    Feliz noche a todas 🌷

    ResponderEliminar
  9. La primavera entra en tu hogar preciosos arreglos.
    Un beso

    ResponderEliminar
  10. Querida Matilde guapísima mujer eres incansable idealista romántica espontanea eres una mujer maravillosa ayer feliz con tu libro que recibiste hoy con esas flores maravillosas que a mi en lo personal desde ayer me robaron la mirada son lindas como tu vergel como tu hogar besos y abrazos a todas la vergelianas y a ti Matilde.

    ResponderEliminar
  11. Hola Matilde, me encantan las flores fresia, se ven muy delicadas,elegantes, con esos colores tan tenues. Realzan y dan encanto al lugar donde las pones. Es maravilloso, que con situaciones que nos acontecen,asi como detalles que pongamos en nuestros hogares, nos sintamos súper felices y agradecidas. Eso significa que somos mujeres sensibles, que con simples detalles ,podemos ser las mujeres más felices de la tierra. Muchos besitos para ti y las vergelianas 😙😙

    ResponderEliminar