nieve

21 de enero de 2013

Un lunes tranquilo

Hoy lunes mi casa está tranquila y en silencio...ayer domingo era un ajetreo de ir y venir de toda la familia, estuvieron todos los tíos, los abuelos y, como no, los peques, Néstor, Irina, Joan y Edgar para celebrar los doce añitos de Celia. Una velada encantadora que se prolongó hasta bien entrada la noche...la merienda exquisita, el bizcocho de chocolate para repetir y después no faltaron los deliciosos gin tonics que tanto gustan a esta familia. A sí, entre risas, charla, juegos de los peques y divertidas anécdotas para recordar se nos paso un día en el que, por supuesto, Celia fue la gran protagonista. La colmaron de regalos, tirones de orejas y besos, aunque a ella no le gusten demasiado... Después tocó apagar las velas del cumpleaños y los peques más que nerviosos entregaron los regalos a Celia que abrió con nerviosismo cada uno de ellos entre la admiración y los aplausos de toda la familia...
Un día más que feliz para la princesa de la casa, sus doce años no son para menos. La sonrisa se dibujaba en su cara porque sabía que era su día y que estuvo acompañada de todos los que la quieren. Hoy se ha levantado estrenando un nuevo vestido de la firma "Desigual" regalo de uno de sus tíos, se miraba al espejo toda coqueta, se está haciendo mayor y es que el tiempo pasa demasiado deprisa...











Calma y tanquilidad es lo que toca hoy en casa, en un lunes nuevamente nublado y yo os brindo imágenes del feliz cumpleaños y os deseo un inicio de semana más que maravillo...
 
Nos vemos mañana y...


¡Feliz lunes para todas!

4 comentarios:

  1. Hola Matilde, me alegro que lo hayan pasado tan lindo! Muy lindas las fotos .
    :)

    ResponderEliminar
  2. Gracias Andrea lo pasamos genial sobre todo Celia y todos los peques...Besitos y que acabes de pasar un feliz lunes

    ResponderEliminar
  3. Matilde me alegro por el cumpleaños de tu hija, lindas fotos y la del final eres tu ????
    cariños

    ResponderEliminar
  4. Gracias guapísima...las fotos reflejan la alegría de Celia en su día tan especial y si, la del final soy yo con una gran sonrisa, feliz por ver a mi hija cumplir sus doce años...¡Feliz martes y nos vemos!.

    ResponderEliminar